Padres

Cada vez son más las familias que atraen a hijos ciegos al nacer

[Hijos ciegos para no ver el mundo al que asoman sus cuerpos]

Madres que ansían que sus hijos sean incólumes como fieras en peligro de extinción

que anulan una sonrisa entre rayos para que la lluvia no caiga hacia abajo

que queman las lentejas para que el hambre sólo sea un aviso cruel

que inventan cuentos en los que la princesa no gana en amor, sino que pierde en soledad

y los relatan a la luz de una vela entumecida de cansancio

Padres que empuñan un arma para rasgar cojines y nubes

pero no dirigen ejércitos dispuestos a cruzar la alambrada y rozar el sudor enemigo

que no compran pan ni fruta ni champú ni fregona

que no saben hacer cosquillas entre costillas con sus pulgares

que recogen la basura que otros padres arrojaron para limpiar grises sus conciencias

y la arrastran escaleras arriba, cuatro pisos, descansillo, y puerta, y llave con dos vueltas

Padres, madres, e hijos

No hay lugar para todos en este lugar sin espacio

No hay esperanza ni mundo en este vacío irresoluto

No hay camino

No hay estrellas

No hay pájaro ni árbol

Pero seguís teniendo hijos,

como huracanes en primavera

como enjambres descomunales

como arrecifes en oleaje

Nacen para sufrir,

y sufren para existir

Debemos cambiar este mundo

Ahora

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s